El nuevo periodismo

huesca-foto-579-11El Periodismo Digital se encuentra hoy en boca de profesionales de la información y de teóricos de la comunicación. ¿Por qué? Muy sencillo. Ha comenzado una nueva etapa en el periodismo moderno, la etapa de la multimedialidad. Elementos del lenguaje periodístico como el texto, el video y el audio se integran para formar una única unidad discursiva.

Todo comenzó allá por los años 80. El declive de la prensa escrita y el auge de la televisión propiciaron un descenso de los ingresos publicitarios de los medios publicados en papel. Por otro lado, también por esas fechas, se produjo el aumento del consumo privado de informática en los hogares.

Estos factores invitaron a muchos al entonces inseguro mundo de Internet. Diversos medios de comunicación emprendieron el proceso de digitalización. Entre ellos el Palo Alto Weekly, que en 1994 fue la primera publicación periodística propagada en Internet con periodicidad fija. Sin embargo, por aquellos años todo consistía en volcar el contenido de las ediciones impresas a la Web. Esta dinámica siguió presente hasta finales del siglo XX.

Más tarde se pasó de la actualización diaria de las páginas Web informativas −propia de los diarios publicados en papel− a la actualización cíclica, es decir, a las actualizaciones continuas aunque marcadas a lo largo del día. Y de ahí, a lo que hoy observamos en toda edición digital que se precie: la actualización constante de la información.

Información audiovisual

El audio y el video merecen un párrafo aparte. Y es que estos dos elementos del lenguaje periodístico son claves en el desarrollo de la profesión en la Web. A finales de los años 90 el audio y los elementos sonoros aparecían junto a los elementos textuales. Pero sólo eso, eran simplemente elementos yuxtapuestos. No interactuaban entre ellos. En 2006, por otro lado, el video hizo su aparición y comenzó a integrarse lentamente.

En palabras de Ramón Salaverría, profesor de la Facultad de Comunicación de la Universidad de Navarra, “se está pasando a la multimedialidad integrada; se busca combinar los elementos en una unidad de discurso”. Esa multimedialidad ambiciona dejar atrás la simple relación de cercanía de los diversos elementos del lenguaje en un contenido digital. “Muy pocos medios −afirma Salaverría− lo intentan, pero sin duda es el camino que hay que seguir”.

Internet es el futuro. El mundo periodístico y el de la tecnología siempre han ido de la mano. Eso es un hecho. Sin embargo, todavía son pocos los ejemplos de pioneros que intenten financiar proyectos arriesgados en el mundo de Internet. La era digital ya ha comenzado a andar. Ahora son los medios de comunicación los que deben apresurarse para lograr salvar la distancia perdida. La tecnología avanza a pasos de gigante. Los medios de comunicación deben intentar hacer lo mismo.

Anuncios